«

»

Oct 27

Ugg australia baratas

En noviembre de 2006 llegaron los primeros inversores, que inyectaron 300.000 euros después de que los tres fundadores (Carné, Villanueva y un tercero) hubieran destinado 100.000 euros al lanzamiento de su empresa.Ugg australia baratas En los orígenes de Privalia estuvo involucrado Antonio Alcántara (hoy propietario de Ofertix), si bien su papel nunca ha sido aclarado por los dueños de Privalia.La compañía creció al calor del boom del ecommerce en España y sentó sus cimientos sobre la venta de stocks de moda. Este ha sido su principal campo de actuación en esta década, pero la ambición de los fundadores y la presión de los accionistas hizo que la compañía emprendiera un agresivo plan de diversificación, que más tarde rectificó.

Privalia se lanzó a la venta de viajes e, incluso, se atrevió con la distribución de moda a precio completo, un modelo de negocio completamente diferente al suyo. En los tres primeros meses de 2013, la compañía tomó dos decisiones drásticas: cerró Privalia Travel y dejo de operar con su proyecto estrella, Claire+Bruce, una plataforma full price de moda lanzada un año antes con la que esperaba facturar 50 millones en cuatro años.Ugg australia baratas Estas no fueron las únicas decisiones que tomó Privalia. Si durante los ejercicios anteriores había engordado su cúpula a golpe de fichajes estrella, en unos meses su estructura se simplificó, con la salida de directivos como Tony Batlló, hoy en día en Mango. Y, si en 2011 había invertido 3,7 millones de euros en su primera plataforma logística propia, en 2013 externalizaba su gestión y, más tarde, prescindía de ella.

Nuevos proyectos, fichajes, estructura y adquisiciones. En marzo de 2011, Privalia se hizo con el control del grupo alemán Dress for Less. La operación supuso una inyección de 88 millones de euros por parte de General Atlantic, Highland Capital Partners,Ugg australia baratas Index Ventures e Insight Venture Partners, además de una línea de crédito. La operación fue valorada en 200 millones de euros.Tras integrar la compañía alemana y adaptar su modelo de negocio, finalmente, en 2015 Privalia tiró la toalla y puso en venta Dress for Less. A finales del año pasado, la empresa española completó la venta de Dress for Less mediante un management buy out (MBO). El importe de la transacción no trascendió, pero Privalia provisionó cien millones de euros en sus cuentas del ejercicio 2014 en previsión de las minusvalías que pudiera generar la venta.