«

»

Ago 30

Ugg dakota

Algunos bebés comienzan en Chapoteos con cinco meses de vida. “Al año y medio ya pueden llegar a ser autónomos en el agua”, dice Juan Carlos Méndez. De hecho, no conocen el miedo. “Generalmente, quienes lo tienen son los padres, sobre todo porque no entienden bien qué es la matronatación”, explica Francisco Sánchez. “De ahí que sea muy importante la comunicación activa entre los monitores y los padres, ya que, sin quererlo, podemos transmitir ese miedo al bebé y que se muestre intranquilo”, prosigue.‘Underwater Babies‘ es un libro lleno de fotografías de bebés bajo el agua en el que se pretende concienciar a los padres de la importancia de que sus hijos aprendan a nadar (pues esta es una de las causas de muerte más comunes en niños de hasta 5 años en EE.UU.) © Seth Casteel

Los ejercicios nunca son los mismos, varían en función de la edad y del tono muscular, pero suelen agruparse en cuatro tipos: flotaciones, manipulaciones, inmersiones y ejercicios lúdicos combinados. El resultado, “el niño nada antes que camina, y aprende a coordinar y a desplazarse en una piscina antes que en la calle”, aseguran en la Escuela de Educación Física Integral Lenoarmi de Barcelona. De hecho, en la Ciudad Condal, las actividades acuáticas para bebés están incluidas en 25 centros deportivos municipales.

Para los expertos, la causa de que no se haya desarrollado apenas la matronatación en España, además de en la falta de instalaciones adaptadas, es el desconocimiento. “No saben en qué consiste pero, en cuanto lo prueban y ven los beneficios, se convencen”, dice Arranz. Además,ni siquiera es necesario que los padres sean grandes nadadores, ya que el aprendizaje del bebé es autónomo.En España, el precio de las sesiones ronda los 25 €, siendo lo normal apuntarse a cursos de entre cuatro y doce sesiones. Además, existe la posibilidad de combinarlo con cursos de pricomotricidad acuática durante el embarazo, por lo que la actividad en la piscina empieza incluso antes de que nazca el bebé. Fue lo que hizo, por ejemplo, Natalie Portman. La actriz aseguró que fue gracias a ello por lo que no engordó durante la gestación y se mantuvo posteriormente.