«

»

Nov 09

Ugg grey

La minifalda nace en el año 1963 gracias a la estilista británica Mary Quant, que se inspiró en los coches Mini y que desde finales de los años 50 había comenzado a proponer vestidos o modelos más cortos de lo habitual. Pero sin lugar a dudas el verdadero boom tuvo lugar en 1973,Ugg grey cuando a las minifaldas se unieron a los shorts, en ocasiones vaqueros, como los que lucía la actriz Catherine Bach en la serie televisiva “Hazzard”, que de hecho se llamaban Jeans Daisy-Duke o hot-pants. Estos pantalones descubrieron las piernas de las mujeres, pero es que además eran cómodos y dejaban libertad de movimiento. En la actualidad, tanto las minifaldas como los shorts siguen absolutamente vigentes.

Los zapatos en los años 70 eran bastante cómodos, siendo el calzado it los zuecos,Ugg grey que con el paso de los años, su tacón se comenzó a alzar con una forma cúbica, y poco a poco se empezaron a ver modelos con tacón de aguja. Después esta estructura comenzó a colocarse en la parte baja de los modelos, dando lugar a los tacones de madera. Lo mismo sucedió con las sandalias, que eran la elección preferida para llevar con las minifaldas, y que poco a poco, como los zapatos, empezaron a tomar formas de lo más originales. Estos modelos han llegado hasta nuestros días con los zuecos que ha presentado Chanel temporadas atrás o con los de Alexander McQueen. Tampoco podemos olvidar las alpargatas con cuña que se empezaron a llevar en los años 70 y las botas estilo disco, muy de moda esta temporada.

Los peinados que estaban de moda en los primeros años 70, Ugg grey era el peinado “bon ton” para las señoras, que fueron dando paso a modelos llenos de color, exagerados, paralelamente con los accesorios de pelo que dieron lugar a los pañuelos y bandanas, terminando en las clásicas gorras de beisbol. Otro de los peinados más de moda era el cabello suelto y con textura natural. A veces se adornaban el cabello con trenzas y con flores.La joyería de los años 70 estaba marcada por tres tendencias principales: las flores en la primera parte de la década (un recuerdo del Flower Power de la ropa de los años 60.), las líneas geométricas y la inspiración en la moda india. Collares larguísimos, brazaletes, anillos y pendientes hechos en metal y con tantos detalles con la presencia de perlas, abalorios o flores de plástico o metal. El estilo más hippie era el que marcaba las tendencias en cuanto a joyería.